¿Y cómo será el 2015?

La redacción del presente artículo dista de la línea editorial mantenida hasta el momento. En este caso nos movemos desde un contenido más técnico a uno de cariz más macroeconómico, más estratégico. Creemos que ha de ser así para poder dar una modesta visión de cómo será este año que acabamos de comenzar.

No es nada sencillo centrar a los potenciales lectores, de diferentes perfiles profesionales, en un tema tan abierto, con tantas variables que influyen en el resultado final.

Hemos escogido dos gráficos para que nos den idea de que estamos en una situación de cambio profundo, estructural, sistémico, de manera que aunque ya nos gustaría poder decir que la crisis ha acabado, lo cierto es que las tendencias cambian con mucha lentitud: economía globalizada, gobiernos con aversión al riesgo (o a innovar), montantes de deuda pública y privada estratosféricos, balances bancarios “dañados”, etc.

Sin poder hacer un tratamiento detallado -pues la longitud del documento no lo permite- una primera aproximación al nivel de inversión agregado en el caso de crisis financiera pura o crisis sistémica nos permite apreciar que el área económica a la que pertenecemos (Zona €) se está comportando más como sistémica:

como será el 2015

Fuentes: OCDE, BCE y Eurostat.

Otra aproximación breve, en este caso, a la productividad: vemos que la revolución tecnológica de las TIC’s marca un antes y un después:

cómo será el 2015

(Se tienen en cuenta las recesiones de 1970, 1975, 1982, 1991, 2001 y 2009.)
Fuente: “La Caixa” Research.

De manera que debemos empezar a pensar de que para salir de la crisis hemos de hacer las cosas diferentes.

¿Y podemos?
¿Cómo funciona nuestra estructura productiva? ¿Cómo está de adaptado nuestro cuerpo legislativo a la (nueva) realidad? ¿Los diferentes organismos públicos están alineados con las empresas para ser, en conjunto, más competitivos en una economía mundial?

A Alemania ya le va bien como nos va…

En mi opinión, en el 2015 sí que se debería efectuar una expansión cuantitativa clara por parte del Banco Central Europeo (BCE) pero de momento, al ralentí… Alemania manda.

Los datos de inflación son suficientemente conocidos por todos, hacía mucho tiempo que en Europa no teníamos un período tan largo de valores de incremento de precios muy cerca del cero o por debajo.

Y las previsiones no apuntan hacia ninguna remontada espectacular.

cómo será el 2015

Muy lejos del mandato que tiene el BCE del 2,00%. ¿Por qué no lo cumple?

(El breve repunte que ven en les previsiones de inflación está relacionado con el movimiento de las masas monetarias M1 y M3,

cómo será el 2015

Fuente: BCE

Ya ven que ha puesto las máquinas en marcha pero lejos del ritmo de periodos anteriores… De momento, con calma, según se dicta desde el Bundesbank y el Ministerio de Finanzas alemán.)

Y ¿cómo les va a la economia que manda en Europa? Ellos entienden el mercado interior como la Zona €, y como ésta está estancada, compensan vía exportación al mercado exterior. Disponen de suficiente tecnologia (automóviles, trenes, química, electrónica, etc.) como para llegar desde los Estados Unidos a China.

cómo será el 2015

Fuente: Elaboración propia

Han ajustado lentamente el cruce del € con la mayoria de divisas mundiales. Pueden haber ganado una competitivitat del 8-10% sólo por el tema divisa.

Y sus empresas, ¿cómo se financian? En el Norte de Europa existe liquidez suficiente. Desde hace semanes podemos ver valores negativos del euribor a edades cortas de manera que podemos pensar que se financian a un tipo muy asequible y en consonancia con los datos de baja inflación. Veamos el siguiente gráfico donde se puede ver el coste de la financiación para empresas en algunos estados de la Unión Europea.

cómo será el 2015

Prácticamente 200 puntos básicos más competitivos en la partida de costes financieros.

La respuesta esperada a la pregunta inicial: nuestra situación cambiará cuando ellos lo decidan porque alguna cosa no les va bien.

Y mientras tanto, ¿qué?
Además de seguir las notícias importantes de cariz macroeconómico, hay una manera objetiva de saber el Output, la evolución de la economía, a través del Indicador Sintético de Actividad (ISA). Es un índice que se elabora por el Ministerio de Economía y Competitividad a nivel español en base al agregado contable Producto Interior Bruto (PIB).

Se tiene en cuenta la adquisición de bienes y servicios de diferentes áreas y el nivel de actividad en diferentes sectores (cemento, energía eléctrica, turismo, etc.).

Siempre que el indicador lo necesita, se deflacta por el IPC (Índice de Precios al Consumo) subyacente para eliminar el efecto de la inflación sin alimentación ni energía, factores con más peso y variabilidad, como es el caso actual.

El método de cálculo está armonizado para toda Europa y permite ver la evolución del PIB a 3 meses con mucha exactitud. Interesante poder prever para tomar decisiones de inversión, amortización de deuda, etc.

cómo será el 2015

Fuente: Elaboración propia

En resumen: decidirán por nosotros pero podremos monitorizarlo y prever mínimamente.

Artículo publicado en la revista de la Fundación ASIMA

14 de febrero de 2015 por Albert Vila | Temas: Finanzas, Macroeconomía

Enviar comentario

Los campos obligatorios están marcados *